Frases de la película Red State

Frases de la película dirigida por Kevin Smith, estrenada en 2011

- ¿Abin Cooper ahora te persigue a ti?
- Sí, y ni siquiera soy gay.
- No, no eres gay. Lo haces por curiosidad.
- Si alguien lo sabe, es precisamente Jarod.

Abin Cooper hace quedar en ridículo a todo nuestro estado. Hasta los ultraconservadores le rehúyen. El año pasado, el director de la facción neonazi más grande del país desvinculó públicamente sus políticas de las de Cooper y Five Points. Hasta los nazis opinan que es un "hijodesu".

- ¿Qué es la segunda enmienda?
- Mis pistolas.

- ¿Qué es esto, hombre?
- Es como un Craigslist para los que quieren coger.
- Creí que para eso era Craigslist.

- No quiero coger a una que este se acaba de tirar.
- Mira--
- Con su pito grasoso.
- No es grasoso.
- A nadie le tocará las babas de nadie. Quiere coger con los tres al mismo tiempo.
- Santo Dios.
- Pido el culo.
- El culo no será para ti.

¿Y si es una trampa para atrapar degenerados?

- Somos menores de edad; ella dice que tiene 38 años.
- Cielos. Será como cogerse a mi mamá.
- ¿Quién dijo que no es tu mamá, cabrón?

¿No les parece que tirárnosla al mismo tiempo es un poco de maricas?

Seguramente quieren hacer cosas del diablo, ¿no? Bien, el diablo está aquí adentro.

Yo necesito tomarme varias cervezas para poder hacer el sexo. Así que pónganse a beber, porque no pienso beber sola. Y no dejo que me penetre nadie que no lleve mínimo dos cervezas.

Dios no los ama si no le temen.

Odio la perversidad de Estados Unidos y todos los adoradores del pecado que lo pueblan.

"Acaso no odio yo, Señor, a los que te odian?" Lo dice en Salmos 138: "¿Acaso no aborrezco a los que te desprecian? Yo los detesto implacablemente y son para mí verdaderos enemigos."

- ¿Quién es el mayor enemigo de Dios, Cheyenne?
- Satanás.
- Satanás.
- Así es, cariño. Satanás. Sí, señora.
- ¿Y quién es el instrumento de Satanás en la tierra, Fiona May?
- Los homosexuales.
- Así es, nena. Los homosexuales.

La despreocupada aceptación de lo gay ha apresurado la desaparición de nuestra especie. Es un hecho. ¿Por qué? Porque ellos no pueden procrear. Ellos no pueden procrear.

¿Hay alguien, alguien que pueda ver las noticias y negar que ha llegado el fin del mundo? Del otro lado de nuestra cerca, hay un mundo perdido. Hay hambruna, por ejemplo, en África y hay pestilencia, por ejemplo, en el sida gay. Monzones, tifones, huracanes y sus inundaciones, como en Nueva Orleans. Nueva Orleans es la ciudad del pecado. Tailandia ¡Tailandia! Tailandia adonde los pederastas viajan miles de kilómetros y gastan incalculables cantidades de dinero para sodomizar a un niño. A un bebé. Miles y miles de muertos en ese tsunami. En toda mi vida, nunca vi tan claramente la mano de Dios.

Ya conocen el famoso Internet. Sí, el patio de diversiones del diablo. Utilizamos la tecnología del diablo, entramos como ovejas entre lobos a los sitios de Chat, orientados hacia los homosexuales y les prometimos lo que querían oír. Como un insecto, como las palomillas van a la luz, como las moscas van a la mierda. Insectos. Insectos fácilmente atrapados en el cepo de Dios ahí en la red.

Veamos, hay un mandamiento que prohíbe matar, ¿no es así? Hay un mandamiento que prohíbe matar. Pero Dios se refiere al prójimo. No se refiere a este insecto. Nadie llora la muerte de un microbio cuando ha sido curado. Y un homosexual no dejará de pecar por voluntad propia y les corresponde a los justos frenar la propagación de la enfermedad. "Si alguno se ayuntare con varón como con mujer abominación hicieron ambos han de ser muertos."

Envuélvanlo bien, muchachos. Cuidado con su saliva gay. Si los toca, los puede hacer gay. No se lo pongan cerca de los orificios.

- Cálmate, muchacho.
- ¡Ni siquiera soy gay!
- Quizá eres peor. Viniste a compartir a una mujer con otros hombres en la misma cama.
- ¡Por favor, alguien ayúdeme, carajo!
- La fornicación desmedida provocó la destrucción de Sodoma y Gomorra.
- ¡No quiero morir!
- Ya estás muerto, pecador. Destruiste tu espíritu en el excremento de la vergüenza.

Decirlo no es políticamente correcto pero las mujeres y los autos no son buena combinación.

¿Habla el marica obeso que sodomiza espaldas mojadas en la carretera 9?

- ¿Quién habla? ¿Dónde está mi ayudante?
- Dios lo ve todo, Sr. Marica. Y Dios toma fotografías, fotografías indecorosas de hombres sudorosos y lujuriosos en conocimiento carnal. Sr. Marica, ¿le divierte tener a un hombre en su boca a un kilómetro de mi iglesia? Esta noche ocurrieron hechos desagradables aquí. Déjenos limpiar todo y no le enviaré fotos de usted a su esposa ni al periódico, las imágenes de cómo usa su boca. Y no me refiero a llenársela de pastelillos y Coca-Cola. Le diré qué. ¿Qué tal la foto donde se limpia las heces del espalda mojada del escroto y los genitales? Creo que le gustaría a su esposa. La colocaría en la repisa de la chimenea entre las dos botas de Navidad. Mire, sheriff, cierre el hocico de marica que tiene y todo saldrá bien.

- ¿Cuánto crees que cueste una cruz como esa?
- ¿En dólares o en sentido común?

Ya reclasificaron la situación. Tenemos que arrasar con esta célula terrorista doméstica.

El FBI toma el mando y una vez más quedaremos como idiotas que no saben hacer su trabajo. Eso sucederá en cuanto lleguen los medios de comunicación y salga alguien vivo de ahí para decirle a CNN que nosotros somos los malos. No importa quién sobreviva para contárselo a los reporteros.Eso es exactamente lo que seremos: ¡los malos! Llevo 18 años en este trabajo. No tendré a mi esposa viviendo en la pobreza porque no pude obedecer una simple orden, por terrible que sea. Y no se trata de ningún Gandhi. Tengo un pedazo del cráneo de Brooks en la rodilla. Nos atacan con artillería militar. No son un montón de drogadictos. Son malos de verdad.

- Tu papá está muerto. ¿Así honras su memoria? ¿Intentando abandonar a tu familia?
- No. Mamá, creen que somos terroristas. Nos matarán a todos.
- Qué bien. Así, estaré en el cielo con Caleb. ¿No quieres eso? ¿Estar con tu papá y con Jesús?

- Intentan matar a los niños, papá.
- Intentan matarnos a todos, cariño.
- Ya no quiero vivir en este mundo. Me quiero ir con Jesús.
- Pues, cariño, si mueres luchando contra un ejército de idólatras protectores de sodomitas creo que el Señor te dará una mansión en su reino.
- Siempre sabes qué decir para hacerme sentir mejor, papá.

- Hay agentes del gobierno afuera y quieren entrar a matar a mi familia.
- ¡Qué bien, carajo!
- Cállate, ¿sí? Estoy tratando de salvarte la vida. Esos del gobierno te matarán a ti también. Ya mataron a tu amigo y matarán a todos los que estamos en la casa porque les salió mal su plan. Nos matarán a todos para que no podamos delatarlos.
No quieren testigos así que entrarán por la fuerza para matarnos a todos incluyendo a mis hermanitos, mi hermanita y mis primos. No puedo permitir que maten a los niños. He hecho cosas malas pero si dejo que maten a los bebés...No saben lo que hemos estado haciendo aquí. Si lo supieran, podrían arrestarnos simplemente. Podrían llevarnos a juicio y los medios de comunicación sionistas los aclamarían como héroes. Pero para ello, necesitarán testigos y eso eres tú.

- ¿De dónde viene ese ruido?
- "Y fueron desatados los cuatro ángeles que estaban preparados para la hora, día,
mes y año a fin de matar a la tercera parte de los hombres." ¡Escúchenlo! ¡Es su sagrado llamado a las armas! ¡Las trompetas celestiales cantan su nombre!
¡El Dios verdadero viene para llevarnos al Éxtasis! ¡Sus fieles dan muerte
a los perversos y envían este mundo maldito directamente al infierno!
- ¡Ya basta! ¡Maldita sea, ya basta! ¡Espera un momento! Todos esperen. ¡No más sermones apocalípticos, predicador!

- ¿Qué crees que hemos hecho en estos 10 años?
- Sí. Es terrorismo, Joe. ¿Entendido? Si matas a alguien por una creencia religiosa, eres un terrorista y a los terroristas los encerramos.
- Si resulta tan fácil encarcelarlos de por vida ¿por qué me dieron esas órdenes?
- ¿La verdad?
- Que se joda esa gente.
- Son animales. No me malinterpretes; Jesucristo salva. Pero no salvará a Abin Cooper de que lo violen a diario en la prisión. A diario le meterán pitos
del tamaño de una lata. Disfruta la ironía, Joe.

- ¿Qué fue realmente el toque de trompeta?
- Eso. Unos vecinos nuevos, unos chicos universitarios ecologistas de una cooperativa de composta compraron un terreno junto al terreno de Five Points, del otro lado del monte. Abin se había estado quejando
por el olor del composta.
- ¿Olía mal?
- Apestaba muchísimo. Pero Abin estuvo molestando a los chicos enviándoles a sus muchachos primero para quejarse y romperles un par de ventanas. Pero luego lo hicieron a la antigüita. Azúcar en el tanque de gasolina, bolsas de caca de perro quemadas.
- Así son los universitarios.
- No, Cooper y su iglesia. Los chicos ecologistas ni siquiera llamaron a la policía. Pero prefirieron ser creativos. Pensaron que sería gracioso tomar los datos del Apocalipsis y cumplirle el deseo con las trompetas a Cooper y su familia.
Consiguieron una vieja y oxidada sirena que desechó el cuartel de bomberos
al estrenar una nueva. El jefe de bomberos se la regaló con tal que se la pudieran llevar. Es del tamaño de un auto Mini Cooper. Así que se la llevaron a su cooperativa de composta, la colocaron en un granero, aunque no lo crean, la conectaron a un iPod y reprodujeron unos toques de trompeta que bajaron del Internet.
- Y no sabían que ustedes estaban ahí.
- Fue pura suerte. En cuanto a los chicos ecologistas de la cooperativa resultó que, en realidad, cultivaban mariguana. Ahora mismo los están procesando.

- Oye, Joe. Di la verdad: ¿Por qué desobedeciste la orden directa?
- Mi abuela materna tenía dos perros, dos sabuesos purasangre de la misma camada. Se los quedó, y regaló el resto a los vecinos. Los dos se conocían desde que nacieron. Ninguno de los dos fue tratado mejor que el otro. Y eran los perros más mansos del mundo. En fin. A mis 9 años, en Acción de Gracias, los dos perros me seguían porque sabían que soy un amante de los animales que no se acaba su cena. Entonces, antes de levantarme de la mesa les lancé una pata de pavo a los dos perros viejos pegada a un trozo de cartílago. Fue como si no se conocieran. Se pelearon con tal ferocidad con dientes, garras, a la yugular.
Olvidaron todo lo que habían tenido en común y se pelearon como si ese desecho
fuera cosa de vida o muerte. La gente hace cosas muy raras cuando cree que tiene derecho. Pero hace cosas aún más raras basándose solo en una creencia.

- Veo el rostro de Jesús. Que viene hacia mí esta noche. Me dice: Viejo pecador, ya puedes entrar. Veo el rostro de Jesús, En esa gran luz blanca, Y mi salvador me vuelve a hacer entero. En sus ojos brillantes, En sus ojos brillantes veo la promesa
del perdón liberador. Veo el rostro de Jesús que viene hacia mí esta noche. Y la luz de mi salvador me consuela...
- ¡Cállate el hocico, carajo!

Frases archivadas en Acción, Contenido explícito, Crimen, Horror, Thriller/Suspenso, enviadas por .

nos envió estas frases

Dibujante, amante de las perrujas Klo, Mose y Tota. Trago harto chocokrispis y martinis. Ando por la vida al lado de mi Jos Velasco. ¡Sígueme en fb!


ha mandado las frases de 105 películas, ¡Te invitamos a enviar las frases de una película!

Deja un comentario

Síguenos en las redes sociales

Frases de la película es desarrollado por Jos Velasco