Frases de la película De amor y otras adicciones

Frases de la película dirigida por Edward Zwick, estrenada en 2010, también conocida como Amor y otras drogas y Love & Other Drugs.

- ¡Bienvenido a Pfizer!
- ¿En qué piensas?
- En dinero. Presta atención. No vendemos galletas de avena de niñas exploradoras a domicilio. No eres una vendedora de Avon. ¿Comprendes lo que digo? Esto es ventas serias y tienes objetivos, y los de la casa central controlan ese objetivo; tus ventas inesperadas, tu kilometraje y tus recibos.
- Con qué frecuencia te masturbas?
- ¿Cuál es el objetivo de masturbación?
- Te puedes masturbar cuanto quieras mientras factures mucho dinero.

¡Los regalos implican reciprocidad!

- ¡Hola, Lisa!
- No se llama Lisa.
- Lo sé. Pero si siempre la llamo "Lisa" finalmente vendrá y me dirá: "Mi nombre no es Lisa, sino Jennifer", o lo que sea, y yo me disculparé y diré: "Creí que eras Lisa y estabas enojada porque no te llamé." Y de allí en más, Jennifer, o como sea que se llame pensará que salí con alguien parecida a ella que rechacé. Necesitará inconscientemente mi aprobación y de allí en más, es fácil.

- ¿Cómo te llamas?
- Jamie Randall.
- Jamie, cierto. Lo siento. ¿Qué buscas?
- ¿Qué busco?
- Lo siento, ésta es la parte en la que hablamos de dónde venimos, qué estudiamos.
- Tienes unos ojos preciosos.
- ¿Eso es todo? ¿Es lo mejor que puedes hacer?
- Lo digo en serio. Son preciosos.
- Gracias. ¿qué más? ¿Mi niñez? ¿Cuándo me enfermé?
- ¿Siempre eres así de mala?
- En realidad así soy cuando soy buena.
- ¿Cuál es tu objetivo este mes?
- ¿Ya tuviste tu primera revisión?
- ¿Ése es un temblor en descanso?
- ¿Viene y va?
- No te importa.
- Te pasa cuando estás nerviosa.
- Sr. Experto, ¿por qué voy a estar nerviosa?
- Porque te intereso.
- ¿Nerviosa por eso?
- Sí, tu mente te dice una cosa y tu cuerpo te dice otra.
- Vamos. ¿Cómo dices? Quieres conseguirlo, ¿no? ¿Quieres acostarte?
- ¿Ahora?
- Sí, claro. Debo simular que no sé si está bien entonces tú me dices que no está bien o mal, es sólo el momento. Luego te digo que no puedo, pero en realidad te demuestro otra cosa lo cual es inútil porque, en verdad, no escuchas porque esto no es una conexión para ti ni siquiera se trata de sexo. Es sólo un par de horas de alivio para el dolor de ser tú. Y eso, para mí, está bien porque yo quiero exactamente lo mismo.

- La cosa es que me gusta tener relaciones en realidad, me gusta tener relaciones contigo así que mantengamos las cosas así de simples.
- Puedo hacer eso.
- Sí, pareces un imbécil así que va a estar bien.
- Es sólo que me suenan alarmas en la cabeza que dicen que no eres lo que pareces.
- No. Soy un imbécil, créeme.

Es linda, está disponible, la adorarías, el problema es que se queda con todo el oxígeno y ocupa todo el armario, pero si no son tal para cual.

A los hombres sólo les importa su rendimiento pero tienen un apéndice que no funciona si se preocupan por su rendimiento.

- Tú no sabes nada. Es una chica enferma.
- ¿Eso es lo que le dijiste a tu esposa?
- Eso no es asunto tuyo.
- Maggie tiene todo tipo de necesidades y no creo que un marica como tú pueda con eso.
- ¿Y un hombre casado sí?

¡Te rechazó! Por eso la quieres. Es la primera vez en la historia que te sucede eso.

- Hola, soy Jamie Randall. Desde la cama, después de coger con mi novia. Y...
- No uses esa palabra.
- ¿Coger? Tú la usas todo el tiempo.
- "Coger" no. "Novia".

- Te amo. No puedo dejar de decirlo.
- Tú no... sólo deja de decirlo, ¿sí?
- No puedo. Te amo.
- No comprendes. Nunca le dije eso a nadie antes.
- ¿Nunca dijiste "Te amo"?
- No.
- ¿Nunca se lo dijiste a tus padres?
- No.
- ¿Ni a tu hermano? Dios, estás peor que yo. Una vez se lo dije a un gato.
- Eso me hace sentir mejor.
- ¿Sí? Bien. Puedes abrazarme ahora.

- Dime, Randall, ¿qué es tan deseable de mi persona? Habrá 600 chicas muriéndose por chupártela en la convención.
- No iré a la convención.
- ¿Por qué no? Sal con una ex porrista sexy y ágil de Alabama que se muere por discutir las proyecciones del mercado y técnicas de venta o una administrativa de una prepaga que le encanta hornear galletas y acariciarte la cabeza mientras discutes los males de los genéricos o, no sé, una persona normal ¡que tiene energía, le gusta hacer cosas y divertirse!
- Sucede que te quiero a ti.

Mi consejo es que subas, empaques y dejes una linda nota, búscate una mujer sana. Amo a mi esposa, pero no volvería a hacerlo. Lo que nadie te dice es que esta enfermedad te robará todo lo que amas en ella, su cuerpo, su sonrisa, su mente. Tarde o temprano, perderá el control motriz, en algún momento, no podrá vestirse sola, luego comienza la diversión. Lavarle la mierda, la inexpresividad, la demencia. No es una enfermedad, es una novela rusa.

Es la primera vez en mi vida que no me siento sola, que hay alguien allí para mí. ¿Sabes lo que significa? Dios mío. Te amo. Realmente te amo.

- ¡El Parkinson no es mi vida! Sólo tengo Parkinson. ¿Por qué no vivir mi vida en vez de ser un proyecto? ¿No sabes que lo que me espera es bastante malo?
- No quieres...
- ¡No! Tú quieres. Esto se ha convertido en algo importante para ti.
.¿De qué hablas? ¿No quieres mejorar?
-¡Sí! Mucho, pero no sucederá. Noticia, no hay cura. Parece que necesitas saber que me mejoraré para amarme.

- Eres un buen hombre. De hecho, eres maravilloso. Mucho mejor de lo que crees.
- Nadie quiere ser el que se marcha.
- Yo me estoy marchando.
- No es tu elección.

Nunca pensé que tendría una experiencia así es mi vida. Y es algo increíble. Por eso estoy tan feliz ahora. Porque me encamé con esa chica. Dios, ¡me encamé con esa chica! Y pienso: "Dios, esto es superficial. ¡No siento absolutamente nada!"

Por años te tuve celos por tener relaciones superficiales y ahora soy yo el que las tiene y me di cuenta en ese momento que si no lo hubiera experimentado no habría sabido que no lo quería. Ahora puedo volver a casa con Farrah y sentirme bien conmigo mismo por primera vez en mi vida.

Sólo quiero decir lo feliz que me siento en este preciso momento. La forma en que la luz te ilumina el rostro, hay una leve brisa que entra por la ventana. No importa si tengo otros 10 mil momentos como éste o sólo éste, porque es lo mismo. Sí. Sólo esto. justo ahora, en este momento tengo esto.

- Necesito hablar contigo.
- Yo no quiero hablar contigo.
- Espera. Está bien. Lo siento.
- Te necesito.
- Por favor, vete.
- Conduje un largo camino para decirlo.
- ¿Y qué? ¿Debo estar conmovida?
- No lo sé. Sí.

- Nunca me interesé por nada ni nadie en toda mi vida y los demás lo aceptaron como si fuera parte de mí ser. Y luego tú... Dios tú. No me viste de ese modo, nunca conocí a alguien que creyera que yo era suficiente hasta que te conocí y tú me lo hiciste creer. Así que, desafortunadamente te necesito. Y tú me necesitas a mí.
- No, no es cierto.
- Sí que lo es.
- No, no lo es.
- Sí, me necesitas.
- Deja de decir eso.
- Necesitas alguien que te cuide.
- No es cierto.
- Todos lo necesitamos.
- Te necesitaré más a ti que tú a mí.
- Está bien.
- ¡No, no lo está!

Oye digamos que en algún universo paralelo, hay una pareja como nosotros, sólo que ella está sana y él es perfecto. Y su mundo se trata de cuánto dinero gastarán en las vacaciones o quién está de mal humor o si se sienten culpables porque tienen una mucama. Yo no quiero ser como ellos. Yo quiero ser nosotros. Tú. Esto.

¡Síguenos!

Frases archivadas en Anne Hathaway, Comedia, Drama, Jake Gyllenhaal, Romance.

nos envió estas frases

Adoro la literatura, me apasionan las novelas románticas, al igual que las películas, para poder sacar algo bueno de cada una.


ha mandado las frases de 16 películas, ¡Te invitamos a enviar las frases de una película!
Frases de la película es desarrollado por Jos Velasco.